Esta primera entrada no tiene algo particularmente útil para los (futuros) lectores de este blog. Es simplemente una introducción de lo que hoy, finales del año 2018, entiendo como el estado actual del marketing digital y de cómo la popularización y el crecimiento de esta industria trae algo que a juicio propio es preocupante para el mercado actual, especialmente el colombiano:

Estamos llenos de Expertos y ninguno de ellos sabe lo que está haciendo.

Como profesional, he trabajado en el área digital de la publicidad por al menos 5 años (10 si contamos mis días universitarios haciendo páginas web), y durante estos 5 años he podido tener el lujo de observar cómo el conocimiento en áreas como social media, SEO, administración de anuncios, desarrollo, UX y similares han evolucionado para bien y para mal. El haber trabajado desde empresas hasta agencias en Colombia y en España también me permitió expandir mi visión sobre la industria y su comportamiento. Eso sí, una serie de fenómenos en particular son comunes en todos los que quieren iniciarse en el marketing digital, especialmente el colombiano:

  • Todos son muy sensibles a frases de baúl que realmente no son útiles (¿»transformación digital»? ¿Por qué inventarnos estos términos?)
  • Muchos están convencidos de que un diplomado o un curso es suficiente: es increíble la cantidad de personas que sin la intención de ser autodidactas tengan la intención de desempeñarse en cualquier área del marketing digital.
  • Hablan mucho, hacen poco, y esto me parece en particular peligroso, porque todos hablan de chatbots, todos hablan de «nuevas experiencias», hablan de «big data», pero los que más hablan, nunca hacen.
  • Venden el criterio a «gurús» del tema.

Esto no hace más que propiciar la aparición de personajes y contenidos de poco provecho, poca profundidad y utilidad nula (¿paquetes chilenos?), y aunque estas personas no conozcan a profundidad el tema del que hablan, son citados constantemente, invitados a eventos y considerados como la «voz de la razón». Aparecen alumnos que quieren dedicarse a la analítica y al «big data» pero no les gusta utilizar Excel, la idea de Appscript les aterra y no les interesa utilizar Python. Este escenario hace que sea común la existencia de clientes que toman malas decisiones basados en la ignorancia. Esto, en otras palabras, hace que esta industria que tanto aprecio se estanque. No se confundan, con esto no tengo un sentimiento de envidia, rabia o rencor, sino de preocupación, en 5 años de experiencia profesional no he visto sino un aumento en esta tendencia.

Por qué este blog

Considerando que tengo ciertos disgustos constantes con el estado actual de esta industria he decidido, tras un par de meses de pensármelo, crear un blog, con contenido abierto y útil para cualquier persona que quiera desarrollar, comprender, compartir o profundizar sobre el conocimiento que comparta en este lugar. En este momento el norte de contenidos es claro: tutoriales, opinión y crítica. Por supuesto, me permitiré algún espacio para experimentar aplicaciones y usos de distintos recursos.

El objetivo de los contenidos a compartir es simple, que al menos un par de personas aprenda algo nuevo.

Share post with: